EL OCASO DE LOS PUEBLOS


El abandono de pueblos y aldeas se ha convertido lamentablemente en algo bastante común en nuestros días y cada vez se hace más difícil soportar la soledad que va impregnando estos lugares.

Los análisis realizados acerca de los problemas que enfrentan las poblaciones en trance de desaparición, así como de sus potencialidades y acciones de desarrollo, han ido en la línea de integrar las pequeñas aldeas en pueblos mas grandes, donde las posibilidades de progreso y crecimiento ofrecen mas futuro y bienestar a los colectivos que deciden buscar otro medio y modo de vida.

  Sin duda, se trata de una realidad que esconde la verdadera historia de una situación propiciada por el éxodo progresivo a las ciudades y el abandono cada vez más consolidado de las aldeas y pueblos, en este caso hablamos de un pueblo de arraigo y alcurnia, un pueblo que fue de los mas ricos y prósperos del valle, un pueblo que ha gozado de esplendor, y sin embargo como muchos otros de la zona esta condenado a desaparecer por inanición, por falta de vida y motivación, hablamos de…  “mi pueblo”, pueblo que como muchos otros no siendo pequeños, si tienen una población envejecida, ya que en algunos casos, las personas mayores llegan al 85% del total, con un número de nacimientos apenas perceptible.

Estamos inmersos en un contesto donde  abundan las desesperanzas de vidas apagadas, de ilusiones muertas; es  terrible, la historia de la falta de horizonte, de  futuro,  y de una gente que obligada, abandono el pueblo, emigrando a otro lugar,  en busca de cualquier otra cosa, porque cualquier otra cosa era mejor que continuar viviendo en  pueblos alejados del progreso, el trabajo digno  y el bienestar social.

“Mi pueblo” recupera su esplendor, en vacaciones de verano y en la semana santa, y en algún puente que otro, el resto del año, y en verano multiplican su población. Vienen los hijos que emigraron a la gran ciudad o familias que residen en otras ciudades de España, y que han conservado la casa del pueblo, porque sigue siendo sin lugar a dudas, un lugar donde disfrutar y gozar de la tranquilidad de la soledad y del encanto de los sitios donde la naturaleza es la auténtica protagonista y madre de los mismos, pero el resto del año, es mas cómodo y útil vivir en las grandes ciudades donde tenemos todos los servicios a mano, atención médica, supermercados, lugares de ocio, etc.

 Por eso al llegar el invierno ya se empiezan a notar sus calles medio vacías, sus bares sin apenas gente que acuda excepto el fin de semana, o en época vacacional, los negocios familiares, tiendas, ganado, el abandono de colonias agrícolas e industriales se van reduciendo a medida que se reducen las personas que se dedican  a esos menesteres, prácticamente a la mínima expresión. Es una sensación indescriptible pasear por sus calles vacías, que en algunos pueblos parecen museos al aire libre.

La juventud emigra a las grandes ciudades donde existen otros medios de  vida, el progreso, otro futuro y sobre todo las posibilidades de integrarse en otra actividad laboral y poco a poco, solo los viejos van quedando en el pueblo. Pero es muy previsible que cuando ellos desaparezcan en un plazo no superior a 10 años, el pueblo, quedará reducido a la mínima expresión y como muchos otros entrara en la estadística de pueblo abandonado.

Pero estos pequeños lugares que estuvieron llenos de vida en su día, seguirán guardando la huella de la historia y la seducción por aquellas tierras que se alejan de la mano del ser humano y que, por ello, se convierten en algo así como reliquias que tienen un encanto especial y “mi pueblo” siempre lo tendrá.

Sin embargo no podemos dejar de hacernos la pregunta:

¿Camina mi pueblo hacía un encuadre de pueblos catalogados como semiabandonados y en trance de desaparición  en un futuro cercano?

Imagino que como otros muchos pueblos, sin embargo hemos de tener en cuenta y de la forma  mas autentica posible los datos reflejados

Porque claro, cuando pensamos en un pueblo abandonado solemos imaginarnos aldeas aisladas al final de un camino, con 2 u 8 habitantes, a las que resulta difícil acceder, pero no siempre es así. Existen muchos pueblos  abandonados o en trance de estarlos, en los que sus edificaciones están totalmente utilizables  o recuperables.

 "Mi pueblo" es un buen ejemplo de ello. El pueblo está bien comunicado, junto a una carretera asfaltada, cuenta con Ayuntamiento y todos los servicios públicos (agua, alcantarillado, pavimentación de las calles, electricidad, con un buen alumbrado, red telefónica, Internet, comercio, 2 bares, farmacia, escuelas, un centro social y un centro médico), y en general todas las viviendas están en buen estado de conservación, lo que lo hace un lugar ideal para los vecinos del pueblo y para los que lo disfrutan en los periodos vacacionales, y, sin embargo  año tras año, el pueblo queda mas vacío y con menos gente.

Según las estadísticas del INE, el índice de población en  mi pueblo ha sufrido un descenso progresivo año tras año invariablemente desde hace 10O años, pero que se ha acelerado en los últimos 20.

Porque con 267 habitantes censados al 1 de Febrero del 2014, el pueblo puede decirse que tiene habitab para constituir un municipio consolidado, pero hay, esto es un falso espejismo, ya que nada tiene que ver la población censada, con la que realmente habita en el pueblo. Según me contaba un vecino la diferencia puede estar en 100 personas.

Como he dicho existen diversas causas para que un pueblo se vaya despoblando, sin embargo hay que achacar algo  de culpa también  a los mismos vecinos, que teniendo muchos huertos  olvidados y casas en ruinas, han preferido mantenerlos abandonados, o ponerlos a precio desorbitados como si de la milla de oro se tratase, antes que venderlos y  facilitar la edificación a otros habitantes que podían suponer una posibilidad para  aumentar la demografía del pueblo, con lo que volvemos a poner  de relieve, cierta idiosincrasia y semblanza de las gentes del pueblo.

Aún así para todos los que hemos vivido en ellos en nuestra juventud, siempre queda el recuerdo del pueblo, como algo inolvidable y querido. Pero ¿que pasará cuando esta generación haya pasado y solo queden  los que vamos de vacaciones u ocasionalmente? ¿quien cuidará y mantendrá vivo al pueblo?

http://www.arrabaldepueblo.com/poblacion.htm

http://www.arrabaldepueblo.com/solos.htm

 

fenix